Cuatro Gordos y mucha esperanza

Máxima Moreno, en la administración número 2 de Calahorra que regenta con varios décimos de un número abonado./Isabel Álvarez
Máxima Moreno, en la administración número 2 de Calahorra que regenta con varios décimos de un número abonado. / Isabel Álvarez

El Primer Premio de la Lotería cayó en Logroño en los años 1851, 1961 y 2014 y en Calahorra, en el 2002 | Los riojanos se gastaron el año pasado una media de 83,87 euros para el sorteo del día 22, lo que sitúa a la región como la segunda con más gasto

Isabel Álvarez
ISABEL ÁLVAREZCalahorra

Hoy es un día de ilusiones y esperanza. De soñar con que el premio de la Lotería de Navidad se quede en nuestra casa. La Rioja ya sabe qué es lo que siente cuando las bolitas del bombo tienen a bien dejar un premio en La Rioja, aunque la comunidad riojana no se encuentra entre las más afortunadas.

Cuatro veces ha caído el primer premio del 22 de diciembre en estas tierras. Nada que ver con Madrid y Barcelona, los lugares en donde en más ocasiones han celebrado el Gordo, con un total de 78 y 47 veces respectivamente.

83,87
es la media de lo que se gastaron los riojanos el año pasado en lotería
132.262
son los décimos vendidos en La Rioja para el último sorteo
4
veces ha caído el Gordo de la lotería en La Rioja

El primer Gordo que llegó a La Rioja fue en el año 1851 con el número 12.105. Lo hizo en Logroño y después repitió también en la capital en 1961 con el número 24.964. Pero no fue hasta el 2002 cuando el 22 de diciembre volvió a sonreír a La Rioja. Esta vez en Calahorra. Y lo hizo con una lluvia de millones muy repartida entre muchas familias calagurritanas. La combinación 8103 dejó 138 millones de euros distribuidos en participaciones vendidas por la Cofradía de la Santa Vera Cruz.

«La alegría de dar un premio así es muy grande. Nunca se olvida, pero hay que renovarla» Máxima Moreno | Lotera de Calahorra

«Las terminaciones en el número 17 o en el 15 son las que más se piden. La gente juega con mucha ilusión»

La Administración número 2 de la localidad riojabajeña vendió aquel año más de un tercio del primer premio, el primero que se cobró en euros. La Administración calagurritana repartió entre 65 y 70 series del número agraciado de las 180 que componían cada número. La práctica totalidad de los décimos, unas 60 series, se vendieron a la Cofradía de la Vera Cruz, que repartió 120 millones de euros entre los calagurritanos. El resto se distribuyó en ventanilla.

Máxima Moreno, regente de esta Administración de Lotería, nunca podrá olvidar ese día. «La alegría de dar un premio así es muy grande. Nunca se olvida, pero ya llevamos unos años que hay que renovar esa alegría», dice entre risas esta lotera, quien en el año 2014 vendió también un tercer premio del sorteo del Niño.

Estos días en su local la venta está auge. Como siempre, «los terminaciones en el 17 o el 15 son las que más piden», confiesa. En Calahorra, que ha sido afortunada en otros sorteos de lotería, es habitual que la venta de billetes comience pronto. «La gente juega con mucha ilusión», añade Máxima. De hecho, ya desde finales de verano son muchas las asociaciones que empiezan a vender participaciones de sus talonarios.

Un Gordo viajero

En el 2016 la ciudad riojabajeña volvió a ser afortunada de nuevo con unos décimos 'viajeros'. Esta vez fue la Carnicería Mateo la que repartió 27,5 millones de euros entre su clientela del quinto premio del sorteo, correspondiente al 78.748. La carnicería cruzó la ribera navarra para traer esos décimos. Una costumbre que seguía su propietario de antaño, cuando en Calahorra no funcionaba ninguna administración y se desplazaba todos los años a San Adrián a comprar lotería.

Ya, el último Gordo que tocó en La Rioja se quedó en Logroño, en el año 2014. Fue la Administración de Muro del Carmen número 4 la que vendió diez décimos del 13437, dejando cuatro millones de euros en la capital.

Cuatro veces ha tocado el Gordo en La Rioja. Pero aunque la región no es de las más afortunadas los riojanos sí somos de los que más jugamos. Así, lo corroboran los datos del año pasado.

Los riojanos gastaron una media de 83,87 euros en el pasado Sorteo Extraordinario de la Navidad, superior a la media nacional de 59,26 y que la situó como la segunda comunidad con un mayor gasto, tras Castilla y León, con 90,36, según datos de la Agrupación Nacional de Asociaciones Provinciales de Administradores de Lotería (Anapal).

Ese gasto medio de 83,87 euros por riojano en el 2017 supuso un aumento del 5,56 % respecto al año anterior, según Anapal, que señala que en La Rioja se vendieron 132.262 décimos para el último sorteo del 22 de diciembre, lo que representó una recaudación de 26,4 millones de euros.

Por otro lado, los españoles gastarán este año una media de sesenta euros en el Sorteo Extraordinario de la Navidad, una inversión que esperan multiplicar por los miles de euros que repartirá el Gordo.

Según Anapal, el pasado año los españoles gastaron de media 59,26 euros en la Lotería de Navidad, lo que, a su vez, supuso el 3,25% más que en el 2016.

El pasado año Castilla y León fue la comunidad autónoma que más gastó en esta lotería, alcanzando los 90,36 euros de media por habitante, seguida muy cerca por La Rioja y Asturias que gastaron 83,87 y 83,79 euros respectivamente.

Las previsiones de este año siguen en alza, y el presidente de Selae (Asociación de Loterías y Apuestas del Estado), Jesús Huerta Almendro, espera que las cifras sigan creciendo «Llevamos tres años que de una manera lenta y paulatina se va teniendo un ligero crecimiento que nos acerca a las cifras de la precrisis», señaló el presidente de la asociación en una entrevista a Efe.

Más